Una Liga, la mejor del mundo; veinte equipos, reforzados este verano; y muchas caras nuevas, todas dispuestas a ganarse a su nueva afición. La competición española echa a andar y es momento de analizar cómo han cambiado las plantillas con respecto a la temporada pasada. El próximo verano será el momento de evaluar el rendimiento y de poner nota al trabajo realizado en este mercado estival. Hasta entonces, mucho fútbol y una pelea cada fin de semana por vencer sobre el césped.